Nací en Marbella hace 50 años. Mi familia viene del mundo de los fogones, así que decidí ser actor por ser la oveja negra. El 9 de agosto estreno en el Festival de Mérida ‘La comedia de las mentiras’. Por Virginia Drake

XLSemanal. Esta obra es la que se va a representar durante más tiempo en el festival. ¿Tiene enchufe?

Pepón Nieto. ¡Soy el enchufado! Es la segunda vez que voy a Mérida; la anterior fue con El eunuco y nos vieron tres mil personas cada día. Récord de asistencia en sesenta años de festival. Nos dieron todos los premios.

XL. Entre tanta tragedia, una comedia…

P.N. Sí, todo son dramas y la nuestra es una comedia de enredo. Mi personaje es muy gracioso y me divierte mucho.

XL. ¡Pero si le ha tocado ser esclavo y, encima, lo maltratan!

P.N. Soy una especie de criado-madre que cuida de dos niños imbéciles y maleducados. Y, como tal, me caen todos los palos.

XL. Ha dicho que no era una tragedia…

P.N. [Se ríe]. Es una comedia muy comedia, una obra en la que todos mienten. «¿Para qué nos vamos a fiar de la verdad si es del color del cristal con que cada uno mire?». Lo mejor es una buena mentira bien urdida.

XL. ¿Los políticos mienten mucho o es que se confunden?

P.N. Mienten mucho y sus mentiras son terribles y horrorosas. Parece que estamos inmunizados, pero yo me niego a que no me afecten, y me duelen cada vez que las veo, porque juegan con la gente que los ha votado.

XL. Se hizo muy famoso con Los hombres de Paco, ¿fue premonitorio llamarse Mariano y llevarse la audiencia de calle?

P.N. ¡Jajaja! Aquel Mariano se hizo famoso por ir a por todas con la verdad por delante; el Mariano que tenemos en el Gobierno se ha hecho muy popular porque mete la cabeza bajo la tierra o mira para otro lado.

XL. Sabe que yo venía con cierto miedo, después de ver la caña que le mete a los periodistas si no le gustan las preguntas.

P.N. Solo fue una vez [se ríe]. Tengo ya una edad y que me sigan viendo como el gordito cansa. Estoy hasta el gorro de la gordofobia.

XL. Dice que una vez adelgazó y estaba feo.

P.N. Me lo dijo mi hermana. Perdí once kilos en dos meses y se me puso muy mala cara. He hecho muchas dietas, adelgazo bien, pero lo recupero pronto.

XL. En su familia, todos son hosteleros. Usted está en el próximo MasterChef celebrity. Tenía clavada esa espina?

P.N. Cocino, preparo cenas caseras a los amigos, pero ese programa es mucho más duro de lo que se cree. Te cortas, te quemas… y luego dicen: «¡Vaya mierda!». Lo paso fatal, pero nos reímos al terminar de grabar.


Desayuno: un clásico

Desayuno Pepon Nieto

 

«Café con leche del tiempo, zumo de naranja y una tostada con mantequilla y mermelada. Si tengo que madrugar, voy al bar o desayuno en el rodaje».